Noticia

Covestro se propone cerrar el ciclo de las espumas rígidas utilizadas en frigoríficos y edificios

Proyecto Circular Foam

Covestro coordina un proyecto europeo de I+D en el que participan 22 socios de nueve países diferentes.

Se trata de procesos innovadores de reciclaje químico de espumas rígidas de poliuretano que serán clave para la transición hacia una economía circular.

El proyecto tiene un potencial de ahorro de 1 millón de toneladas de residuos y 2,9 millones de toneladas de CO₂ anuales a partir de 2040.

Covestro está trabajando con otros 21 socios de nueve países diferentes de la UE para cerrar el ciclo de las espumas rígidas de poliuretano. Como material aislante en frigoríficos y edificios, estas espumas contribuyen a aumentar considerablemente la eficiencia energética. Sin embargo, hasta la fecha se carece de una gestión coordinada de los residuos y de procesos de reciclaje adecuados para un ciclo de vida sostenible. El proyecto Circular Foam, dirigido por Covestro, pretende cambiar esta situación. Bajo su paraguas, expertos científicos, empresas y entidades sociales desarrollarán un modelo de solución integral. El objetivo es cerrar el ciclo de las espumas rígidas de poliuretano y extender este modelo en toda Europa, lo que permitiría ahorrar 1 millón de toneladas de residuos, 2,9 millones de toneladas de emisiones de CO₂ y 150 millones de euros en costes de incineración cada año en Europa a partir de 2040.

“Para nosotros, Circular Foam es un proyecto con el que avanzamos hacia una economía circular y un futuro sostenible”, explica Markus Steilemann, CEO de Covestro. Y añade: “Para ello es clave el desarrollo de tecnologías de reciclaje innovadoras para el mayor número posible de tipos de plástico. El reciclaje químico de la espuma rígida de poliuretano será un eslabón importante en esta cadena”.

El reciclaje de productos químicos allana el camino hacia la economía circular

El reciclaje químico permite la reutilización de materiales que, al final de su vida, debido a sus propiedades no pueden reintroducirse en el ciclo de materiales mediante el reciclaje mecánico. Esto incluye también las espumas rígidas de poliuretano de los frigoríficos y los edificios. Actualmente, estos materiales se incineran para su recuperación energética y, en este proceso, se pierden las materias primas utilizadas produciendo altas emisiones de CO2.

Gracias a Circular Foam esto va a cambiar. Bajo el liderazgo de Covestro, el proyecto de innovación está investigando y desarrollando dos posibles vías de reciclaje para las espumas rígidas de poliuretano: la quimólisis y la pirólisis inteligente. El objetivo al desarrollar los dos nuevos procesos es obtener polioles y aminas como materias primas para la producción de nuevas espumas rígidas con la mayor calidad posible y permitir así su reutilización.

Para lograrlo, Covestro colabora estrechamente con la Universidad RWTH de Aquisgrán (Alemania) y su Centro Catalítico CAT, la ETH de Zúrich, BioBTX y la Universidad de Groningen. El proyecto también explorará cómo los dos procesos pueden ser implementados a nivel industrial lo más rápido posible. Covestro ya había desarrollado anteriormente un proceso de reciclaje químico de espumas flexibles procedentes de colchones y lo aplicó con éxito a escala piloto a principios de 2021.

Los ciclos de los materiales allanan el camino hacia un futuro sostenible
 
Una de las condiciones previas para el reciclaje de las espumas rígidas de poliuretano en la UE es la recogida sistemática, el desmontaje y la clasificación del material al final de su vida útil en toda Europa. Existe un importante potencial de mejora en este ámbito, ya que hasta la fecha se recogen menos de la mitad de los frigoríficos desechados en el continente. La optimización de la formulación del producto de espuma rígida también puede promover un mejor reciclaje. Covestro colaborará en todas estas áreas.

El proyecto Circular Foam representa otro elemento clave en el programa estratégico a largo plazo de Covestro para alinear completamente la empresa con la economía circular. De hecho, la compañía anunció a finales de septiembre que invertiría alrededor de mil millones de euros en proyectos específicamente orientados a la economía circular durante los próximos diez años.

Más información:  
http://www.circular-foam.eu